Armando Iachini

Armando Iachini: Ennio Tamiazzo, la huella de un muralista en Caracas

Este artista italiano, que ha dejado tanto de su huella en la ciudad de Caracas, nació en Saonara a comienzos del siglo pasado. Con solo diecinueve años de edad comenzó su recorrido en las artes interesándose por la escultura, trabajando el mármol en el desarrollo de piezas de carácter funerario.

Durante la década de los treinta, Ennio Tamiazzo abandonó su Italia natal para acompañar a su tío a una feria internacional de esculturas que se celebraba en la ciudad de París. Cautivado por los encantos de la capital francesa, Tamiazzo decidió quedarse un par de años, incrementando sus conocimientos sobre escultura y pintura.

Armando Iachini
Mural en fachada de un edificio

Al finalizar la Segunda Guerra Mundial, época en la que se enlistó como soldado y partió hacia África Oriental, regresó a Italia, donde se puso al servicio del pintor Mario Sironi, con quien trabajó en su taller durante un tiempo.

Tras dictar clases en el Instituto de Arte Pietro Selvático en Padova, decidió emprender un viaje hacia tierra sudamericanas, llegando a las costas de Venezuela en el año 1953. Enio Tamiazzo estuvo en la nación venezolana durante seis años, tiempo de sobra para desarrollar una serie de encargos.

Tamiazzo diseñó una serie de hermosos murales para decorar las fachadas de edificios multifamiliares que habían sido recién construidos en la Caracas de la década de los cincuenta.

Algunos especialistas dividen el trabajo de Enio Tamiazzo en tres etapas:

  • Primera etapa, en la que predomina el bajo relieve, entre los años 1954 y 1955.
  • Segunda etapa, basada en frescos y esculturas, desde 1956 hasta 1957.
  • Tercera etapa, en la que desarrolló los altos relieves y los coloridos mosaicos. Desde 1957 hasta 1959.

Los valiosos trabajos de Tamiazzo, que podemos identificar por la firma que le caracterizaba: TAM, aún decoran las fachadas de varias edificaciones capitalinas, muchas de ellas consideradas patrimonio arquitectónico de Venezuela por su valor cultural e histórico.

[Armando Iachini] menciona algunos de los murales de este singular artista italianos, son:

  • Mural del edificio Viulma (1954). Obra que pertenece al arquitecto zuliano Guido Bermúdez Briceño y que se encuentra en la urbanización El Bosque de Chacao.
  • Mural del edificio Roen III, ubicado en la urbanización San Bernardino, frente a la plaza Rodó.
  • Mural en el edificio Humboldt (1955), obra perteneciente al arquitecto Narciso Bárcenas.
  • Mural en el edificio Eica (1957), en la urbanización Bello Monte.
  • Mural en el edificio Yoraco en Colinas de Bello Monte.

 

Armando Iachini
Detalle de un mural

Tamiazzo también desarrolló algunas piezas en el interior del país. Su técnica se caracterizaba por la colocación de diminutas piezas de mosaico italiano y en sus composiciones era común ver figuras que representaban la raza indígena, a los blancos y a los afrodescendientes, como consecuencia de nuestra mezcla de etnias.

En la década de los sesenta, Enio Tamiazzo regresó a su Italia natal, donde trabajó como escultor desarrollando piezas para importantes edificaciones.

Por Armando Iachini

Artículos Relacionados

Armando Iachini

Armando Iachini, empresario venezolano de origen italiano, dirige la compañía Construcciones Yamaro, C.A., encargada de llevar a cabo proyectos de ingeniería civil.