Armando Iachini 

¡DEBES SABERLO! El Pasticho, un plato adoptado por la gastronomía venezolana

Pedro Mezquita Arcaya, uno de los autores de la Guía Clic, asegura que el pasticho es un plato tan venezolano como la hallaca o el pabellón. Uno de los principales argumentos que utiliza para convencernos de esto es su propio nombre, ya que el equivalente de este plato en Italia es la lasagna, y en otros lugares del mundo, posiblemente el pasticcio, pero el pasticho, únicamente en Venezuela.

Armando Iachini 
El pasticho se consume en toda Venezuela

Lo que sí es indudable es que las raíces del Pasticho están en Italia y su sabor y preparación en cada rincón de Venezuela, es obra del legado de los inmigrantes italianos en nuestro país. Las personas que pertenecen a las familias itálicas más tradicionales, dicen sin miramientos que poner jamón al pasticho venezolano es una aberración, ya que originalmente el plato sólo consiste en lasagna, salsa boloñesa y crema, pero acá en nuestro país nos hemos encargado de ponerle incluso huevo sancochado (como lo hacen los maracuchos).

Como es de imaginar, los mejores pastichos que se comen en la ciudad de Caracas, son preparados en restaurantes de inmigrantes italianos, establecimientos que han pasado de generación en generación, conservando las recetas originales que llegaron con sus ancestros a estas tierras, emulando las tradiciones culinarias de rincones como Pescara, Nápoles, Boloña o Sicilia, por mencionar sólo algunos, explica Armando Iachini.

El mismo que decidió participar en la creación de la Guía Clic, Pedro Mequita Arcaya, asegura que algunos de los pastichos más conocidos de la capital venezolana son los que preparan en Pastas Morandi, Da Gaby y Da Tony y Pasta Fresca Pierino, considerada la fábrica artesanal de pasta más antigua de Caracas.

Armando Iachini 
Los mejores pastichos que se comen en la ciudad de Caracas, son preparados en restaurantes de inmigrantes italianos

Renzo Garuti y Mario Sabbioni fundaron Pasta Fresca Pierino en el año 1958. Estos boloñeses fueron también los propietarios de la Pensión Ana, que funcionaba en Bello Monte, un sector de la ciudad que aún alberga a nostálgicos inmigrantes de diversas latitudes de Europa.

Aún este local de pasta por peso conserva la tradición de las recetas traídas desde Boloña, pero Alfredo Brando, quien tomó el mando del establecimiento desde principios de la década de los setenta, le puso un toque de Maratea-Bassilicata (su pueblo natal) a las recetas.

Por Armando Iachini

Artículos Relacionados

Armando Iachini

Armando Iachini, empresario venezolano de origen italiano, dirige la compañía Construcciones Yamaro, C.A., encargada de llevar a cabo proyectos de ingeniería civil.